EL TONEL DE DIONIZIJ

A principios del siglo XX una generación de toneleros, la familia Bajda, llegada desde Eslovenia, se instaló en Mendoza convirtiéndose en los más importantes fabricantes de cubas, toneles y barricas.

De la talla de uno de sus toneleros, hecha especialmente para Bodegas Crotta, nació el Tonel de Dionizij, la versión eslovena de Dionisio. Un tonel de roble que nos acompaña y que es una joya de la museografía del vino.